7 consejos para mejorar tu recuperación después de entrenar.

Ya está. Acabaste el WOD. Ahora viene lo mejor. Esa sensación psíquica de liberación, de sentirse orgulloso de haberlo hecho, de haber empujado tus límites un poco más allá, de no haber cedido al sentir que ya no podías…Pero la parte menos agradable también está allí – el cansancio y el inevitable dolor que se instala poco a poco en tus músculos.

Por lo mucho que te apasione el Crossfit, por lo mucho que quieras superar tus límites y reinventarte a ti mismo, no olvides que si hay unos márgenes y limites que debes respetar. Las de tu cuerpo.

El cuerpo te escucha, te sigue en tus intentos y en tus retos, pero a ti también te toca escucharle y recompensarle. ¿Cómo? Pues aquí tienes algunas pautas básicas que te aconsejamos seguir para mejorar tu recuperación:

1.Estiramientos
Asegúrate de estirar completamente todos los músculos utilizados durante el entrenamiento y también todos los grandes grupos musculares. Los estiramientos ayudarán a reducir la tensión y a regular la cantidad de ácido láctico en tus músculos, reajustando a la vez el ritmo cardíaco.

2.Enfriamiento
Ten un poco de paciencia antes de ir a ducharte, dale tiempo a tu cuerpo para que se enfríe y que la sangre retome su flujo habitual, evitando su estanque en las venas.

3.Hidratación
Durante el entrenamiento, el cuerpo suda para refrescarse y para rebajar la temperatura corporal (sudando podemos perder hasta el dos por ciento de nuestro peso corporal!). Así que, para evitar la deshidratación, hay que reemplazar los fluidos perdidos bebiendo agua o bebidas energéticas que contienen electrolitos. Una hidratación adecuada regula la temperatura corporal y lubrica las articulaciones.

4.Una buena alimentación
Después del WOD, hay que cuidar la alimentación y tratar de ingerir una combinación de hidratos de carbono y proteínas de calidad (por ej. atún, carne desgrasada de pavo o pollo, claras de huevo) que te aporten los nutrientes necesarios y te ayuden a recuperar la energía perdida.

5.Dormir
Dormir al menos 8 horas es imprescindible para lograr una buena recuperación. Durante el sueño el cuerpo se repara a sí mismo a través de una serie de procesos que fortalecen nuestro sistema inmunitario (reparación de tejidos, reducción de gasto metabólico, liberación de hormonas etc.).Para sacar aún más provecho a tus horas de sueño, trata de dormir en un cuarto oscuro y templado

6.Descansar
No empieces un nuevo entrenamiento hasta que no te hayas recuperado completamente. Descansa durante 24 a 48 horas hasta que la fatiga muscular haya desaparecido .Ofrécele a tu cuerpo tiempo para que se recupere y almacene energía nueva para tu próximo WOD. Si realmente sientes que no te puedes quedar quieto, escoge una actividad ligera como correr o andar en bicicleta a ritmo lento.

7.Masaje
Un buen masaje, relajará tus músculos, mejorará la circulación y te ayudará a eliminar toxinas y rehacer tejidos. Aparte de esto, un masaje también puede aumentar tu flexibilidad y tu rango de movimiento. Si tienes alguna posibilidad de conseguirlo, sea a través de un servicio especializado o de un amigo cercano, aprovéchala. Seguramente mejorará tu recuperación.

 

 

COMPARTE 7 consejos para mejorar tu recuperación después de entrenar. EN TU RED SOCIAL